Reflexiones Pastorales

Mateo 10:8

Mateo 10:8 (RV60)

Sanad enfermos, limpiad leprosos, resucitad muertos, echad fuera demonios; de gracia recibisteis, dad de gracia.

Reflexión

¿Has recibido gracia  del Señor?

¿Un regalo inmerecido?

¿Perdón de tus pecados?

¿Limpieza de la lepra del pecado?.

Has recibido sanidad y liberacion de  los poderes del mal?

¿Has sido sanado y restaurado?

¿Has recibido la gracia de la vida?

¿Has recibido la gracia de la provisión económica?

El Señor nos da de gracia para que abramos las manos  de gracia  a los demás.

Si has sido perdonado, perdona.

Si has sido liberado, rompe las ligaduras de otros y libera.

Si has sido pastoreado, pastorea a otros.

Si has recibido misericordia extiende misericordia.

Si  el Señor te ha abierto  generosamente  el cielo con  provisión económica, honra al Señor con sus diezmos, ofrendas y primicias y no cierre la mano al hermano  necesitado.

No olvides somos lo que somos por su mera gracia.

Nada merecemos, es su gran amor y misericordia que nos sostiene cada día.

Pr. Ruben Darío Ramírez