Reflexiones Pastorales

Jeremías 29:11-13

Jeremías 29:11-13 (RV60)

11 Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.
12 Entonces me invocaréis, y vendréis y oraréis a mí, y yo os oiré;
13 y me buscaréis y me hallaréis, porque me buscaréis de todo vuestro corazón.

Reflexión

El Señor es un Padre misericordioso, se acuerda de nuestra condición pecaminosa y no nos paga de acuerdo a nuestras inequidades dice el Salmo 103.

El señor a pesar de el pecado del pueblo, sigue pensando bien acerca de su pueblo.

Como el Padre que siempre piensa bien de sus hijos.

Los pensamientos del Señor no son de acusación, de ira, de venganza, de muerte, de deseos de destrucción, de odio.

El corazón del Señor no es como el corazón nuestro que es engañoso y perverso.

El Señor extiende su manto de gracia, favor y misericordia para los que le buscan de corazón.

El corazón contricto y humillado el no desprecia.

Buscar al Señor es buscar su trono de Gracia, la Gracia que encontró Saulo.

Mientras Saulo tenia pensamientos de mal, el Señor tenía pensamietos de bien para El.

No busques el hombre, los Saulos con corazon de piedra, busca al Señor.

Él tiene buenos  pensamientos y buenos planes para tu vida.

Los que le buscan de corazón  lo hayan.

Pr. Ruben Darío Ramírez