Reflexiones Pastorales

Salmos 65:4

Salmos 65:4 (RV60)

Bienaventurado el que tú escogieres y atrajeres a ti, Para que habite en tus atrios; Seremos saciados del bien de tu casa, De tu santo templo.

Reflexión

Hermanos somos unos bienaventurados por haber sido escogidos para servirle al Señor.

El Señor nos sacio el año pasado con la grosura de su casa.

El Señor nos ha provisto de muchas bendiciones en su casa.

Hay provisión económica, tenemos un lindo templo.

Hay instrumentos y unos adoradores de lo mejor, tenemos gente dispuesta a servir.

Hay Palabra que nos nutre y nos sostiene.

Tenemos a Jesús nuestro libertador, sanador y proveedor.

Hermanos guardemos estos tesoros.

Sigamos guardando los muros de Shalom.

No demos tregua en tiempos de receso.

El enemigo no da tregua.

Bendigamos  al Señor por su respaldo ayer en los tres cultos y por todos los que pusieron su carne en el asador.

Salio grosura ayer para el pueblo de la mesa del Señor.

Aprendamos a descansar y dejémonos pastorear por el Señor en estos días.

Pr. Ruben Darío Ramírez